El Salado creció 59 cm en 24 horas e inundó viviendas

El río no da tregua. Durante las últimas 24 horas, el Salado creció 59 cm y además de las casas de Villa Rodas, también inundó las de Villa Balneario. El río ya superó su nivel de alerta técnica y se encuentra bajo monitorio. Y a pesar de todas las recomendaciones, hay gente que no mide las consecuencias y se bañan en la zona.

En menos de diez meses el agua vuelve a entrar a las viviendas linderas al Salado. El Balneario Camping Municipal ya tiene calles anegadas y el Camping del Club Caza y Pesca tiene gran parte de su predio bajo agua.

El panorama es desolador en la zona. Durante las últimas 24 horas, el Salado creció notablemente en todos los puntos de medición, y en tres de ellos supera el nivel de alerta técnico. Es decir, el valor umbral sobre el cual, todos los organismos técnicos deben coordinar acciones para atender una posible emergencia.

En Recreo, el Salado alcanzó los 5,35 metros de altura; mientras que el arroyo Cululú creció unos 30 cm y llegó a los 3,63 metros de altura. En la siguiente imagen podés ver las diferentes alturas a lo largo de la provincia:

Inconsciencia

Con cada crecida, el río desborda su cause natural y la increíble fuerza de sus aguas arrastra todo lo que encuentra a su paso. Metros de alambres, troncos, y hasta tubo de hormigón y todo tipo de cosas son llevados por el Salado. La velocidad y fuerza del río, sumado a todos los objetos que arrastra, constituyen un verdadero riesgo para la vida.

Y pesar de estos riesgos, mucha gente se acerca al lugar no sólo para pescar sino también para bañarse en el río. En sus aguas se meten niños pequeños y adultos, que parecen no darse cuenta del peligro que corren.

Desde nuestro lugar, y como cada año, llamamos a actuar responsablemente y a no asumir riesgos innecesarios. Se ruega precaución y acatar las señales que prohíben el paso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *