Caso Baraldo: El lunes se define si la jueza Susana Luna continúa en el juicio

Se define si la jueza Susana Luna continúa en el juicio. Así lo dispuso la Oficina de Gestión Judicial (OGJ) en un sorteo realizado en los tribunales de Santa Fe donde el juez de primera instancia, Nicolás Falkenberg, evaluará junto con el resto del tribunal del juicio si la magistrada sigue.

La continuidad del juicio por el caso Baraldo, tendrá su definición el próximo lunes en el subsuelo de tribunales. A partir de las 10:00, un tribunal conformado por Octavio Silva –preside–, Jorge Pegassano y Nicolás Falkenberg, evaluará si la jueza Susana Luna, quien estuvo al frente del tribunal desde su inicio continuará o si se da marcha atrás y el debate vuelve a foja cero, situación que generaría que se establezca un nuevo tribunal.

El análisis se dará en una audiencia que, según prevé el Código Procesal Penal, deberá ser pública y los magistrados tendrán que determinar si Luna tuvo o no parcialidad en las cuatro jornadas de debate que lleva juicio y que tiene acusados a los abuelos y un tío del menor.

Dicha audiencia será ante la defensa de los imputados, a cargo de Eduardo Jauchen y Alejandra Forte y la parte acusatoria que tiene a los fiscales Omar De Pedro y Daniel Filipi por el Ministerio Público de la Acusación (MPA) y al abogado querellante, Martín Risso Patrón. Este último fue quien recusó a la jueza Luna este jueves, y pidió el apartamiento de la misma tras sostener que fue parcial a lo largo del debate.

¿Qué está en juego el lunes?

En caso de que el tribunal, que analizará la recusación de Luna, determine hacer lugar al planteo de la querella del caso, el debate tendría una marcha atrás y volvería a cero. A su vez se deberá conformar un nuevo tribunal, dentro de un plazo de 60 días, para nuevamente iniciar el debate.

En caso de que no se haga lugar al planteo de Risso Patrón, el juicio continuará tal como venía desarrollándose en las últimas cuatro jornadas. Ambas medidas, según explicaron fuentes tribunalicias, no podrán ser apeladas.

Un juicio parado

El juicio comenzó el pasado 25 de octubre en la Sala I. En el mismo son juzgados Víctor Hugo Baraldo, Nidia Noemí Morandini (su esposa) y Juan Pablo Baraldo, el hijo de ambos. Los tres llegaron al juicio imputados en distintas escalas penales.

El abuelo por abuso sexual con acceso carnal agravado (por resultar grave daño en la salud mental de la víctima; por ser cometido por ascendiente, encargado de la educación y guarda; por ser cometido por dos personas y por aprovechar la situación de convivencia preexistente con el niño menor de edad) y promoción de la corrupción de menor agravada (por ser la víctima menor de 13 años. Además, por ser ascendiente y personas conviviente y encargada de la educación y guarda del menor), ambos delitos en concurso ideal.

En cuanto a Juan Pablo Baraldo, los delitos son iguales a los que pesan sobre su padre, pero con el agravante de que se le sumó “la coacción agravada por el uso de arma de fuego y desobediencia a un mandato judicial”.

Por último, Morandini llegó imputada al juicio como autora del delito de “promoción de la corrupción de un menor agravada (por ser la víctima menor de 13 años y por ser ascendiente y persona conviviente encargada de la educación y guarda del menor) y partícipe principal del delito de abuso sexual con acceso carnal reiterado agravado. Todos los delitos en concurso ideal”.

El caso se destapó en 2014 luego de que la madre del niño denunció en sede policial de Esperanza que su hijo había sido abusado sexualmente por su abuelo tras encontrar en el celular del niño una foto donde se observaba desnudo a un hombre.

Con el paso de la investigación, se determinó que quien estaba en esa foto era el abuelo del joven. Así fue que en el devenir de la investigación, y con una cámara Gesell de por medio, se determinó que el chico habría sufrido un abuso no solo de su abuelo, sino que también de su tío y todo con el consentimiento de su abuela.

Apartada en otro caso

No es la primera vez que la jueza Susana Luna tiene este tipo de problemas. En el 2014, la Cámara de Apelaciones de Santa Fe hizo un “severo llamado de atención” a Luna y la separó de la causa por la muerte de una de las jóvenes quemadas en la Semana Santa de 2013, Melina Monzón, porque “no tomó todos los recaudos necesarios para recibir la declaración de la víctima” que permaneció internada casi tres meses hasta su fallecimiento, no amplió la indagatoria del imputado y ex pareja de Melina, José María Silva, y no investigó el caso como “femicidio”.

“Los jueces deben cumplir con las obligaciones asumidas por el Estado argentino para sancionar la violencia contra la mujer” y “desempeñarse con arreglo a este compromiso internacional contraído por la Nación” implica “investigar hasta las últimas consecuencias aquellos hechos de violencia contra la mujer y castigar a sus responsables”, advirtió la Cámara. La resolución revocó el sobreseimiento de Silva y ordenó reabrir y profundizar la pesquisa, que quedó a cargo del subrogante legal, el juez Darío Sánchez (Instrucción 5ª).

Fuentes: Diario Uno – Página 12

Un comentario sobre “Caso Baraldo: El lunes se define si la jueza Susana Luna continúa en el juicio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *