El Monumento de Plaza San Martín fue declarado Monumento Histórico Nacional

El Monumento de Plaza San Martín fue declarado Monumento Histórico Nacional. Así se informó a la Intendencia desde la Comisión Nacional de Monumentos, Lugares y Bienes Históricos.

Ha sido una preocupación constante, desde que inició la gestión el gobierno local, conservar los valores identitarios de Esperanza, como paisaje rural, cultural y religioso, porque ello significa preservar un valor que ya reside en cada uno de los esperancinos y que podrán transferir a las futuras generaciones.

Finalmente, este martes dicha Comisión informó a la intendente Ana Meiners que el Monumento a la Agricultura, cuyos autores fueron lo escultores Luis Fontana y Juan Scarabelli, ha sido declarado Monumento Histórico Nacional, mediante Decreto Nº 769, firmado por el Sr. Presidente de la Nación, Ing. Mauricio Macri, el 14 de noviembre de 2019.

Plaza San Martín

En 1856 ya se había delineado el poblado y cuatro manzanas en medio de la calle ancha quedaban reservadas para la futura plaza. Según las crónicas, en los primeros tiempos se la utilizaba para fines prácticos ya que solo era un potrero común sembrado de alfalfa, cubierta de paraísos y cercado con un alambrado.

En 1884, Esperanza adquiere el rango de ciudad, la plaza se ha convertido en un paseo clásico, cuyas diagonales y medianas formando cruz, rematan en pilares de mampostería que jerarquizan los puntos de ingreso a las sendas. En este año, será escenario de fuertes polémicas mientras se decidía el emplazamiento de un monumento que conmemorara la Independencia Argentina y la gesta colonizadora de la primera colonia agrícola organizada del país.

Primer matrimonio civil de la Nación

En 1887, nuestra plaza es escenario del primer matrimonio civil de la nación, cuando Don Alois Tabernig, de religión católica, resuelve liquidar el litigio generado por las diferencias religiosas, al desposar a doña Magdalena Moritz, de familia protestante, convocando a los vecinos en la plaza pública y plantando «el árbol de la libertad» como testimonio de la unión.

Piedra Fundamental

En 1892 se coloca la piedra fundamental del futuro monumento y aunque se posterga su emplazamiento, la plaza inicia un proceso de transformación y embellecimiento, con nuevos jardines, bancos y columnas de iluminación.

Para 1905 en el centro de la plaza se emplaza el «Busto heroico» con el torso de bronce del padre de la patria, que fuera donado por el Dr Carlos Aldao, momento en que se la designa Plaza San Martín, primera y definitiva denominación. Sobre la traza original, nuevas especies arbóreas identifican los diversos senderos, naranjos circundan en doble fila su perímetro; una diagonal reciben tramos de casuarinas y brachichitos, la otra es flanqueada por ligustros disciplinados y naranjos.Para 1909, se traslada el busto de San Martín, se devuelve la piedra fundamental a su sitio y comienzan los trabajos del postergado monumento. Con los festejos del Centenario de la Revolución de Mayo y un nuevo aniversario de la fundación de la colonia, el 8 de Setiembre de 1910, se inaugura en el centro de la plaza el Monumento a la Arquitectura, obra de los escultores Scarabelia y Fontana.

Plaza Vieja

Con la construcción de todas las veredas en 1924, durante la intendencia de don Pío Guala, también se encaran nuevas forestaciones y reemplazos, algunas de alta carga simbólica, como el retoño del pino de San Lorenzo; y también de entonces son los jacarandaes que la circundan.

Relatan las crónicas que entre los años 1933 y 1934 se prepara un ambicioso proyecto que trasciende la gestión del intendente Hermenegildo Bonvín, completándose en las administraciones posteriores; se puede inferir que la intervención se centró en el completo rediseño de los canteros, jardinerías, y equipamiento urbano, ya que la fisonomía actual esencialmente no difiere de lo proyectado durante la intendencia de Raúl Bruera, a partir del año 1952, mientras la comunidad se preparaba para los festejos del centenario de la fundación de la colonia.

Es entonces cuando se delinea a uno y otro lado, la caja armónica y el escenario, conformando el conjunto arquitectónico destinado a albergar los actos y celebraciones populares. También se incorpora una fuente de mayólicas, pérgolas y nuevas especies florales, las antiguas veredas de ladrillo se reemplazan por las actuales lajas de hormigón. En 1960, se trasladan desde el cementerio de San Salvador de Rosario donde estaban sepultados, los restos del fundador Don Aarón Castellano, depositando la urna al pie del monumento a la agricultura.

Monumento a la Agricultura

Inaugurado el 8 de septiembre de 1910, la composición escultórica tiene el mérito de sintetizar las aspiraciones de patriotismo y la representación de la Agricultura, fuente fecunda de la prosperidad de la Colonia. La estatua de la República sostiene el “Haz romano”, símbolo de fuerza y unidad, y la bandera nacional junto a la figura del general San Martín, prócer de la emancipación sudamericana. A su lado, la mujer simboliza a la Agricultura.

El monumento rinde homenaje a los protagonistas de la etapa histórica que dio lugar a la inmigración y a las familias fundadoras. Los cuatro altos relieves en bronce plasman sendas escenas de la génesis y desarrollo de la gesta colonizadora. El desembarco en el puerto de Buenos Aires, la carreta tirada por bueyes con que arriban a estas tierras, el trabajo del agricultor abriendo surcos y el fruto del esfuerzo con la trilla y las espigas doradas.

Al pie del Monumento, el 8 de Septiembre de 1960, fueron depositados los restos del fundador Aarón Castellanos.

Fuente: Esperanzadiaxdia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *