Atado con alambre, así se encuentra el guardarrail de Ruta 6

Es muy peligroso el estado del guardarrail de Ruta 6, tras el despiste del Fluence, que terminó de romper la baranda del aliviador sobre el río Salado. El Corredor Vial sólo puso unas cintas. No hay ningún tipo de cartelería que advierta a los conductores sobre la situación en el lugar

El sábado pasado, un automóvil Renault Fluence despistó en ruta provincial N° 6, chocó contra el guardarrail y casi termina en el agua. Tras el accidente, el Corredor Vial encargado de la ruta se limitó a poner cintas en el lugar, que constituye un verdadero peligro para los conductores.

Leer más: Automóvil despistó en un puente de Ruta 6 y casi termina en el agua

“Uno esperaba que eso sea mejor señalizado, más sobre el horario nocturno. Poner solamente una cinta en el lugar me parece poco prudente y el corredor vial debería estar ya reparandolo; o al menos poner una buena demarcación y de noche tener la zona iluminada para precaución de quien viene viajando”, señaló Hugo Becchio.

También señaló que esta falta de responsabilidad del corredor no se observa sólo en este caso en particular. “También ocurre sobre ruta 70, en la zona de Pujol donde está el terreno desmoronado que nunca fue bien señalizado. A la noche no se ve y es para matarse“, denunció.

“Los que conocemos la zona y que pasamos a diario por ahí tenemos precaución, pero esta es una zona donde pasan 1500 vehículos por día, muchos es la primera vez que pasan”, dijo.

Pero más allá del accidente ocurrido el sábado, Becchio señaló que los guardarrail siempre fueron “muy precarios” sobre todo en la zona de puentes. “No es más que un chapón común y al tocarlo un auto se desmorona completamente. Eso debería ser más fuerte, debería ser más responsable quien arma las defensa, como para que realmente cumpla su función y no que se caigan los autos abajo”.

“La responsabilidad directa es del corredor vial, si no tiene material para repararlo, debería demarcar la zona para que haya una precaución real”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *