Hundimientos en calle Alem: “La obra se tiene que evaluar cuando esté terminada”

Hundimientos en calle Alem. El titular de la firma Río Salado, encargada de la obra de desagüe, explicó los motivos de los socavones en un trabajo que no está terminado y que cuenta con un año de garantía luego de terminada

Mario Copes, titular de la empresa Río Salado, señaló que “los socavones fueron a causa del funcionamiento de la vieja cañería que fue volcando agua fuera de lo que es el canal. Toda el agua que venía por la calle, en lugar de volcar dentro del canal debido a que todavía no está hecha la conexión circulaba por fuera y eso produjo el hundimiento, no hay otro motivo raro”, aseguró.

En este tipo de obras, una lluvia así produce un montón de inconvenientes uno de los cuales está a la vista

En cuanto a las molestias ocasionales, dijo que “los vecinos tienen una agujero frente a la casa y van a estar preocupados, pero no es motivo de preocupación. Son inconvenientes de una obra de esta magnitud”.

Según indicó, las reparaciones se harán a medida que la obra continúa. “Tenemos que esperar que seque y que podamos hacer extracción de suelo en el lugar y ya se va a solucionar. En el transcurso del día o mañana, hay conexiones de agua y cloacas. Ayer hubo un distribuidor de agua que se rompió y lo arreglamos en dos horas. Ahora quedan conexiones de cloacas que fueron arrastradas por el suelo, pero lo que causa el hundimiento es la circulación de agua de los viejos desagües que todavía no están conectados al nuevo”.

“El sector que y está conectado, es decir desde Rivadavia, no hay inconvenientes porque ya están las conexiones hechas. Reparamos y seguimos con la obra”, aseguró.

“Cosas que no tienen nada que ver con la obra”

Copes informó que sólo faltan 160 metros de entubado, pero el trabajo es fácil. “Nos vamos encontrando con cosas que no tienen nada que ver con la obra, como un pozo negro cada siete u ocho metros que provocan hundimientos y no tienen nada que ver con la obra”, reiteró.

“Gracias a Dios no tuvimos ningún incidente. Cuando entreguemos la obra y se cumpla el plazo de garantía correspondiente, si en ese lapso hay algún problema lo solucionaremos. Pero la obra se tiene que evaluar cuando esté terminada, no mientras estamos trabajando”, dijo.

Finalmente, pidió “entender que demolimos una calle completa, hicimos una excavación a seis metros de profundidad… No es una obra sencilla, es de gran magnitud“.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *