Paro docente: “Los papás y la familia deberían estar más inquietos con esta situación”

Así lo aseguró el Padre Tadeo al referirse al paro docente que se lleva adelante en todo el país. Si bien explicó que es importante que los maestros tengan un salario digno, se manifestó en contra de la medida de fuerza.

El Padre Tadeo Guiza, del Colegio San José, volvió a manifestarse en contra del paro docente. El sacerdote dijo que aunque “el paro es la última medida que se toma después de agotadas todas las instancias, aquí (no quiero ofender a nadie) es la primera. Debería haber otros mecanismos antes de llegar a esta instancia”.

El sacerdote recordó que si bien los maestros cuentan con el derecho a huelga, también tienen obligaciones y otros derechos que respetar. “Tienen derecho a parar cuando hay motivos suficientes, pero en el mismo nivel también está el derecho del niño a estudiar y en este caso nos fijamos muy poco. Cada año es la misma historia”, aseguró.

No obstante, reconoció que “es importante la recomposición salarial. Los médicos, la policía, el docente deberían tener los mejores sueldos porque cuidan la salud y la formación. La sociedad debería tener más conciencia en cuanto a la educación. Un docente mal remunerado no puede contar con calidad educativa, es importante un salario digno, una remuneración justa”.

“Algunos papás dicen que hay aumentos, pero no mejora la calidad educativa”, añadió.

Involucrar a la familia

El sacerdote también señaló que “los papás y la familia deberían estar más inquietos con esta situación. Si yo fuera papá no me quedaría tranquilo si mi hijo cada año no comienza en tiempo y forma. Deberían hacer algo para que esta situación cambie. La familia tiene que hacerse presente para ver cómo podemos negociar”.

Finalmente, destacó que le llama la atención que “estamos perdiendo la capacidad de dialogar, de entendernos, de reconciliarnos. Vamos muy al choque, es importante negociar. Si uno va diciendo ‘aunque se llegue a las paritarias sí o sí hacemos el paro’, me parece que no es la forma de actuar”.

“Esto influye negativamente en la convivencia, en la comunidad y en el inicio de las clases. ¿Qué podemos hacer? Me parece que la sociedad tiene que comprender que la educación es importante, y el salario digno también”, concluyó.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *