La ciudad de Santa Fe sigue siendo la más violenta del país

Santa Fe sigue siendo la más violenta del país. Así se desprende del informe presentado por el Ministerio de Seguridad de la Nación y el Indec, donde la tasa de homicidios es 22,2 cada 100 mil habitantes. En líneas generales, la cantidad de homicidios bajó en todo el país, al igual que los robos y hurtos.

La provincia de Santa Fe se mantiene al tope en los índices de inseguridad, de acuerdo a los números presentados por el Ministerio de Seguridad y el Indec a través de un informe de Estadísticas Criminales de la República Argentina. En la división por departamentos, en 2016 la ciudad de Santa Fe fue la más peligrosa del país, tal como había ocurrido en 2015.

Tuvo una tasa de 22,2 homicidios cada 100 mil habitantes, con un aumento del 12,7% respecto de 2015. Rosario figura en el cuarto lugar de ese mismo ranking -con 14,4 homicidios cada 100 mil habitantes-, aunque tuvo una mejora respecto al año anterior, cuando fue la segunda con más asesinatos, según publicó el diario Clarín.

En líneas generales, entre 2015 y 2016 la tasa de homicidios cada 100 mil habitantes bajó en un 9,1% en todo el país. En cantidad de víctimas, eso representa una disminución de 2.837 a 2.605, con un promedio de siete casos por día. En comparación con el resto de los países de América Latina, Argentina tiene la tercera tasa más baja de homicidios después de Chile y Ecuador, con 6 homicidios cada 100 mil habitantes, aunque algunos municipios todavía superan holgadamente esa cifra.

En segundo lugar de las ciudades más peligrosas, después de Santa Fe, aparece Moreno, en el oeste del conurbano bonaerense. Allí los homicidios crecieron un 24,8% respecto del último año. El tercer lugar le corresponde al departamento de Patiño, en Formosa, cerca de la frontera con Paraguay. Durante 2016 se cometieron diez crímenes en esa ciudad, que ingresó al ranking por su relación entre población y el número homicidios. Las localidades con menos de esa cantidad quedaron excluidas de la estadística.

En cantidad de víctimas, eso representa una disminución de 2.837 a 2.605, con un promedio de siete casos por día.

Tres localidades de Mendoza aparecen entre las diez con mayor tasa de homicidios: la ciudad capital figura 5ª (13 homicidios cada 100 mil habitantes, aunque un 6% menos que el año anterior), Luján de Cuyo está 7ª (11,8 cada 100 mil habitantes y un 21,2% más que en 2015) y Las Heras aparece 9ª (11,6 homicidios cada 100 mil habitantes, con una disminución del 30,6% respecto a 2015).

Además de Moreno, los municipios del Conurbano con mayor tasa de homicidios son Lanús (10° en el ranking, con 11,4 homicidios cada 100 mil habitantes y un incremento del 32,5% respecto de 2015), Quilmes (11°, con 11,4 cada 100 mil y un incremento del 1,6%), General Rodríguez (13°, con 10,9 cada 100 mil y 169% más que 2015), San Martín (15°, con 9,9 cada 100 mil y un descenso del 4,7%) y Lomas de Zamora (18°, 9,6 cada 100 mil y una baja del 26,8%).

Siempre según las estadísticas oficiales, en la mayoría de las grandes ciudades se redujo la cantidad de homicidios. Bariloche tuvo un descenso del 18,2%; Tucumán, del 26,5%; Córdoba, del 7,6%; Mar del Plata, del 40,3%; La Plata, del 6,7%; y la ciudad de Buenos Aires (51° el ranking nacional), del 23,8%.

Las cifras presentadas ayer también muestran una baja en otros delitos. Según el informe, durante 2016 hubo 994 robos cada 100.000 habitantes, 3,2% menos que en 2015. Una disminución similar tuvieron el hurto, que cerró el año con 620 casos cada 100 mil habitantes; los delitos contra la propiedad, con 1942 denuncias cada 100 mil habitantes.

Fuente: Diario Uno

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *