El humo del incendio en la cava afectó a gran parte de la ciudad

El humo de la cava afectó a gran parte de la ciudad. Por motivos que se desconocen, la cava volvió a arder. Gran parte de la ciudad sufrió los efectos del humo, que por la noche llegó al centro. Vecinos piden soluciones definitivas y plazos concretos

Este miércoles, vecino de barrio La Orilla debieron soportar las consecuencias de un nuevo incendio en la cava de la ciudad. Pero esta vez, el fuerte viento norte provocó que el humo llegará hasta el centro esperancinos, y a otros barrios como el oeste. Muchos vecinos experimentaron ardor en los ojos y molestias en las vías respiratorias, a kilómetros del basural.

“Hoy ya fue insoportable, fue el colmo porque el viento norte ayudó. Esto es una vergüenza, es una tomada de pelo. Nosotros estamos de acuerdo en todo lo que están trabajando, tenemos que acompañar, hacer separación de basura,… pero esto no puede estar más. ¿Qué van a decir ahora? Ya no hay política, ¿a quién le van a echar la culpa? A nosotros no nos interesa”, señaló una de la vecinas.

Desde hace meses, la gente de barrio La Orilla e incluso barrio Norte, convive a diario con este tipo de situaciones; y a pesar de haber presentado numerosos reclamos no han obtenido una respuesta inmediata. “Que quede claro que no estamos hablando de partidos políticos, lo único que sé es que enfrente de mi casa hay una cava que se prende fuego cada vez más seguido“, lamentó la mujer.

La ayuda llegó tres horas después del aviso, cuando las llamas ya superaban los árboles y el humo era incontrolable

Otra vecina contó que vive en frente de donde comenzó el incendio; por lo que dio inmediato aviso a las autoridades, que sin embargo, tardaron demasiado en llegar. “Vi que empezó a salir humo, di aviso a un funcionario del Municipio para ver si nos daban una solución rápida. Pero la ayuda llegó tres horas después del aviso, cuando las llamas ya superaban los árboles y el humo era incontrolable.

“Era desesperante ver las llamas tan grandes, fue peor que otras veces. Avisé a los vecinos lo que estaba pasando para que vean que se venía feo, cuando empezó era un humito pero se dejó estar tres horas hasta que prendió y después fue incontrolable”, lamentó la mujer.

Los vecinos, que hablaron en representación de todo el barrio, señalaron que buscan la erradicación del cava. “Muchas criaturas están sufriendo las consecuencias del humo. Queremos que se saque la cava, que se traslade a un sector donde no afecte a los vecinos. Hasta ahora nadie nos escuchó”, dijeron.

 

Mirá la nota completa:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *