La inflación ya acumula casi la mitad de lo previsto para todo el año

La inflación ya acumula casi la mitad de lo previsto para todo el año. Esta vez las subas fueron explicadas por aumentos en las cuotas de colegios, artículos de limpieza y ropa. En los primeros tres meses del año la inflación acumula ya 6,7%.

En marzo la inflación nacional fue alta: 2,3%. En los primeros tres meses del año la suba de los precios minoristas acumula un alza de 6,7% y suma una trayectoria anual del 25,4%, según los datos del INDEC.

La inflación de marzo estuvo impulsada por el incremento de las cuotas de la educación privada, (13,8%), por el reinicio de las clases, equipamiento del hogar (4,5%) y ropa (4,4%), por la nueva temporada otoño-invierno. Y por su incidencia en el indice general, los rubros ropa, alimentos y educación explican más de la mitad de la suba del mes.

Por regiones, con el 3,1%, el NOA y Patagonia lideraron la suba de precios, mientras con el 1,9%, la región pampeana registró el menor incremento. En Capital y GBA, la suba fue 2,5%.

Con este nivel de aumento de los precios minoristas, es casi nulo el margen del Banco Central (BCRA) para cumplir con la meta oficial del 15%. El último Relevamiento de Expectativas de Mercado del Central, indica que los analistas proyectan una inflación anual del 20,3%.

En marzo, con el 2,6%, la inflación“núcleo” – sin los precios regulados y estacionales – lideró la suba de los precios. Hay que remontarse a junio del año pasado para encontrar una situación similar ya que, por los sucesivos aumentos tarifarios, los precios regulados lideraron la inflación durante todos estos meses.

Esto pasó por el incremento del dólar y el traslado diferido de los aumentos tarifarios de los meses anteriores sobre los costos de las empresas. Es que el alza de las tarifas de los servicios públicos tiene un impacto directo sobre el IPC en el mes en que se producen los aumentos y también en los meses subsiguientes por el traslado a los precios de la suba de los costos.

La suba del 2,3% de marzo se produjo a pesar que, en Capital y GBA, hubo caída de los precios de frutas, verduras y hortalizas, como fue el caso de las manzanas, lechuga, tomate, limón, cebolla, papa, batata. En cambio, liderado por los huevos, pollo, carne y quesos tuvieron alzas significativas. Así, los precios de alimentos y bebidas fue del 2,3%, similar al nivel general.

No obstante, preocupado por el avance inflacionario, economistas del Banco Central salieron a explicar que “desde diciembre de 2017, la inflación núcleo acumuló una suba de 8,1% (equivalente a una tasa 2% promedio mensual). Este ritmo de suba es prácticamente idéntico al registrado en el primer cuatrimestre de 2017. Sin embargo, en esta oportunidad los aumentos de regulados y tipo de cambio fueron significativamente mayores a los observados un año atrás. Así, con la información disponible hasta el momento, la respuesta de la inflación núcleo en esta oportunidad fue menos que proporcional que la observa a inicios del año previo.La menor respuesta se dio en un contexto de desaceleración de los salarios y una política monetaria más contractiva que a inicios del año anterior”.

En tanto, el BCRA dice que la inflación núcleo de abril se mantendrá “en registros elevados, aunque inferiores a los de marzo” aunque considera que esta situación es transitoria, “ya que se debe a las correcciones de precios regulados y a la rápida depreciación del peso entre diciembre y febrero”.

De todos modos, para este mes, la inflación será alta y hasta podría superar el indice de marzo porque a los elevados registros de los precios no regulados, se agregan los aumentos de tarifas de transporte, gas, combustible y otros servicios privados.

Fuente: Clarín

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *