Padre Axel: “El aborto es el crimen más horrendo”

El papa Francisco dispuso que los sacerdotes tendrán la “facultad de absolver” a quien haya cometido el “pecado grave” del aborto, decisión dada a conocer este lunes. El padre Axel explica los alcances de dicha autorización.

“Para que ningún obstáculo se interponga entre la petición de reconciliación y el perdón de Dios, de ahora en adelante concedo a todos los sacerdotes, en razón de su ministerio, la facultad de absolver a quienes hayan procurado el pecado de aborto“, dispuso el Obispo de Roma en la carta apostólica “Misericordia et Misera”, divulgada este lunes por la Santa Sede.

Ante la novedad, el Padre Axel Arguinchona señaló que el aborto “es un pecado muy grave, sigue siéndolo y es una de las causales de excomunión. No sólo la mujer que lo practica, sino también aquellos que intervienen o que lo hayan favorecido con las palabras”.

El sacerdote también señaló que antes de esta facultad brindada por el Papa, ellos sólo podían absolver a alguien del pecado del aborto a través de una autorización escrita dada por una obispo. “La facultad la tenían solamente el obispo y los vicarios generales dentro de una Diósesis. Como tal, y en Santa Fe ya ocurría hace muchísimos años, los obispos nos daban esa facultad a los sacerdotes”.

“Recordemos que el aborto es el crimen más horrendo que hay, porque es matar a un ser inocente dentro del vientre de la madre”

“Ahora el papa ha facilitado las cosas y es un símbolo muy grande de Misericordia. Ahora, alguien con sólo ser ordenado sacerdote puede perdonar a quien llegue arrepentido del crimen del aborto. Antes necesitábamos una autorización escrita de un obispo”, agregó

Pecado muy grave

A pesar de esto, el padre Axel aclaró que este cambio dentro de la Iglesia, “no significa disminuir la gravedad de la situación. Recordemos que el aborto es el crimen más horrendo que hay, porque es matar a un ser inocente dentro del vientre de la madre”.

“Sigue siendo muy pero muy grave. Con esto la Iglesia no está diciendo que disminuye la gravedad, sino que están las puertas abiertas para aquellas personas que han practicado el aborto, si hay un arrepentimiento sincero de corazón. Creemos firmemente que esto va a llevar a que las personas se reconcielien con Dios ante un dolor muy grande“, agregó.

Y añadió que “la conciencia nunca se calla y aquellos que han vivido abortos lo saben muy bien. Hay algo muy fuerte dentro de la persona, psicológica y espiritualmente. El arrepentiemiento no es por parte de Dios, sino de la persona que ve la gravedad del asunto y decide reconciliarse con Dios y con el próximo ante cualquier pecado”.

“Ante el arrepentimiento sincero, que es muy personal, es un encuentro muy profundo del alma con Dios”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *