Un pueblo quedó completamente aislado en La Pampa

Un pueblo quedó completamente aislado en La Pampa. La ruta de acceso hace cuatro meses que está cortada por las inundaciones. Ahora la lluvia anegó los caminos alternativos.

Un pueblo de 3322 habitantes se encuentra aislado en el norte de la provincia de La Pampa como consecuencia de las inundaciones generadas por la intensa lluvia que cayó en la zona desde el sábado, mientras que Defensa Civil advirtió problemas en la ruta nacional 35.

El intendente de la localidad Horacio Castro comentó este domingo a la agencia Télam que “en estos momentos, Rancul está aislado, porque está cortada la ruta nacional 188 desde hace cuatro meses por las inundaciones y ahora se afectó el estado de los caminos alternativos de tránsito liviano y otro para los camiones que teníamos”.

Siguiendo en esa línea, explicó que “la lluvia entre ayer y esta tarde llegó a unos 30 milímetros y estamos aislados. La gente está enojada, porque es un perjuicio importante para la cuestión comercial, por ejemplo, ya que no tenemos ninguna industria local y no pueden entrar los proveedores”.

La decisión de cortar los caminos alternativos fue tomada por la jefatura de policía de La Pampa. “La gente no puede entrar por la ruta 188 porque está cortada y no se puede continuar a provincias vecinas”, aseguró el intendente Castro, tras recorrer la zona.

Por otro lado, Defensa Civil de La Pampa informó que “las lluvias de este fin de semana perjudicaron la circulación en los desvíos de la ruta nacional 35, a la altura de Winifreda, y los de la ruta nacional 188 en Rancul, quedando en condición intransitable”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *