Rehén de una pelea: “Estaban dispuestos a cualquier cosa”

Este fin de semana, una vecina de Gálvez y Moreno quedó en el medio de una riña entre tres menores de edad, que ingresaron armados a su comercio. La joven intervino para evitar que sus pequeños hijos, que se encontraban en el lugar, presenciaran una mala situación. La policía secuestró armas blancas.

Una angustiante situación le tocó vivir a una joven mujer de nuestra ciudad cuando un grupo de violentos jóvenes ingresó a su negocio en medio de una pelea: “Yo estaba en la cocina del negocio cuando escucho que tocan la puerta, cuando vengo ya había tres personas menores que venían dos contra uno a querer agredirlo, uno tenía un arma blanca y el otro tenía un hierro bastante grande y como uno entró en la cocina me metí en el medio para que no le hicieran nada”, relató.

La joven explicó que en el momento del hecho “justo estaba con mis nenes y se habían asustado con semejante golpe que dieron y como se gritaban e insultaban acá dentro, yo trataba de calmarlos para que mis nenes no tengan que ver nada, porque en un momento lo arrinconaron y le tiraron un fierrazo, por eso me metí en el medio”.

pelea-menores-esperanza-santa-fe

En cuanto a los hechos, la comerciante señaló que, al parecer, los jóvenes “estaban en la esquina, se juntan ahí a tomar, y entonces, justo se cruzaron y se empezaron a correr y el chico se mandó acá dentro”.

Cuando ella y su empleada se percataron de la situación, reaccionaron inmediatamente: “La chica que me ayuda llevó a mis nenes al fondo y llamó a la policía, y también los vecinos que vieron toda la movida también llamaron, pero cuando llegaron, los chicos ya no estaban más acá dentro, ya se habían ido. Habrán tenido 16 o 17 años, me dijo la policía que eran menores”.

“Es como que estaban dispuestos a cualquier cosa, los otros que querían agredirlo me decían que no había que tener tipos así, como supuestamente les había robado,… pero no sé”, relató la joven.

Finalmente, la mujer explicó que “fue todo a plena luz del día, a ellos no les importa nada, se agarran de donde puede y no respetan nada. Yo le pregunté por qué no corrió a la policía, si acá tenemos el comando cerquita y no, prefirió meterse acá porque ellos saben lo que hacen”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *