La crisis de la lechería afecta a todo el comercio de la región y hace caer las ventas

La crisis de la lechería afecta a todo el comercio. Las ventas cayeron un 40 % y la situación golpea fuerte en Castellanos y San Cristóbal. Menos circulante de efectivo, atrasos en la cadena de pagos y menor consumo.

El sector comercial no despegó durante la primera mitad del año, pero se sostienen las expectativas para la segunda. Los titulares de los centros de comercio, industria, producción y agropecuarios que integran la región Noroeste de la Federación de Centros Comerciales de la Provincia dijeron que lo que más los inquieta es el nivel de la retracción en las ventas, con caídas de hasta el 40 % respecto a 2016.

Destacan la pérdida de efectivo circulante por la crisis de SanCor, con un impacto directo en pueblos y ciudades de la cuenca lechera; también las abundantes lluvias que meses atrás produjeron inconvenientes en toda la cadena productiva, lo que afectó al agro y, por decantación, a los servicios vinculados y al consumo.

La venta informal -aseguran-, sin regulación y de comercialización a menor precio, no sólo produce que se pierdan clientes sino que además lleva a pequeños comerciantes a salir de la formalidad.

San Guillermo

Leonardo Blengino, presidente del Centro Comercial, Industrial y Agropecuario de San Guillermo, comentó que el mal clima impactó fuerte en la región y afectó al agro, los servicios y el comercio local. “Pero fundamentalmente sufrimos las consecuencias de la situación que atraviesa SanCor y eso se extendió a Villa Trinidad y Colonia Rosa. Hubo muchos cortes en las cadenas de pago”.

Según Blengino, son unas 140 personas las que viven de la planta de la cooperativa y ese circulante de dinero hoy no se advierte en la actividad comercial del pueblo.

Respecto del proyecto de centro comercial abierto, en San Guillermo prosiguen las obras establecidas en el marco del convenio acordado junto a la comuna -ahora municipio-, Fececo, Came y la provincia, con mejoras en iluminación, poda correctiva en la avenida principal, desde la ruta hasta ferrocarril; también brazos para luminarias, arreglos de veredas, bajadas en esquinas. “Todo con recursos humanos locales. Vamos de a poco porque es un proyecto público-privado”.

Ceres

Daniel Berardi, presidente del Centro Comercial, Industrial, Rural y de Servicios de Ceres, sintetizó: “Pese a que no hubo anegamientos climáticos, la actividad se resintió aproximadamente un 40 % con relación a 2016. El comercio no escapa a la situación general”.

“El campo no terminó de cerrar una buena temporada y eso se notó en el circulante de dinero dentro de la ciudad”. Además, “las Pymes están expuestas a la presión impositiva, las tasas municipales y los impuestos en general”, se quejó Berardi.

En cuanto a los rubros que más se resintieron en ventas, “no hay uno específico que sobresalga. La mayoría tuvo complicaciones en el primer semestre. De todas formas, en las últimas semanas se levantó la actividad de los servicios agrícolas, de reparación de maquinarias y afines, por una buena siembra de trigo. Se espera una gran cosecha y eso también genera expectativas para fin de año en toda la cadena de la economía regional”.

Sobre SanCor agregó: “Los cooperativistas que le entregaban leche quedaron con deudas, entonces decidieron irse a trabajar con otras lácteas. No significó un impacto directo, aunque sí hubo gente en la ciudad que se vio afectada”.

Finalmente, sobre el plan de desarrollo de un centro comercial abierto en la localidad, dijo que “Ceres está en la etapa de volcar las ideas sobre la mesa para comenzar un proyecto concreto”.

Humberto 1º

Gustavo Milanesio, presidente del Centro Comercial, Industrial y de la Producción de Humberto 1º, señaló que “tenemos unos 120 afiliados, es una muestra importante, pero aquí existe también el comercio ilegal. Hemos tenido reuniones con autoridades para formalizarlos y que la comercialización sea equitativa; sin embargo aún no logramos ponernos de acuerdo”, cuestionó.

La actividad comercial y de servicios está supeditada al campo. El agro es el pulso de la economía. Y en lo que respecta a nuestra entidad, permanentemente tratamos de organizar actividades y encuentros para mover al pueblo, como la nueva fecha del rally santafesino, algo que genera mayores posibilidades de ventas para los comerciantes”.

“En este último tiempo se vio un buen movimiento entre los servicios vinculados al agro. De todos modos, el efecto SanCor nos impactó en grande: muchos tambos dejaron de entregarle su producción. Eso significa menos circulante en el pueblo y el comercio lo nota. Son unas diez familias las que trabajaban en SanCor y dejaron de percibir esos ingresos por la situación de la láctea”, definió.

Sunchales

Jorge Chiabrando, presidente del Centro Comercial, Industrial y de la Producción de Sunchales, comentó a este medio que desde la entidad han hecho una cuantificación sobre cuánto pierde el comercio y la industria local con la crisis de la cooperativa.

“Hablamos entre un 30 y un 40% de disminución de ventas en términos generales. Hay algunos rubros más afectados y otros menos. Vestimenta y artículos del hogar están pasando aquí una gran crisis”, señaló.

Además, el sector sufre “por la venta informal, los negocios y mercaderías de dudoso origen, por la situación general del país. Es todo un combo que genera incertidumbre y también quebranto. Hoy es normal que algún socio nos diga que no puede pagar la luz: hay una situación de ahogo. Te encontrás con gente que vende un auto y compra otro de menor valor, para enfrentar la situación”.

Tostado

Daniel Cagliero, presidente de la Cámara Empresaria de Tostado, brindó un panorama general del sector en la cabecera del departamento 9 de Julio. “La actividad comercial es similar al resto del país, aunque se siente menos por la obra pública (plan Belgrano), ya que eso genera demanda de mano de obra y alimenta el consumo en nuestra ciudad”, resumió.

“Desde la Cámara se promueve combatir el comercio clandestino, puesto que los asociados están en desventaja por este motivo. En otro aspecto, se está hablando con funcionarios municipales e interiorizándolos sobre la importancia de los centros comerciales a cielo abierto”, aportó Cagliero. La Cámara de Empresarios de Tostado se fundó el 4 de septiembre de 1946 y actualmente cuenta con 62 asociados.

Balance

Adrián Schuck, presidente de la Federación de Centros Comerciales de la provincia, dijo que los comercios notan “nuevos aires”, pese a que siempre supieron que “iba a ser una etapa difícil”.

“Continuamos la lucha contra el comercio ilegal, la presión impositiva y los juicios laborales, puntos que realmente nos pegan fuerte a las Pymes del sector. Además, la carga tributaria es un tema que las autoridades comenzaron a ver más claramente. Hay que rever esta situación en forma urgente”, dijo.

Sobre el Plan Comercial provincial, Schuck admitió que están conformes con lo realizado junto a la provincia, fundamentalmente a la hora de tener acceso a créditos a tasa subsidiada: “Ese ha sido uno de los principales logros, por lo cual desde Fececo hemos bregado durante años”.

Fuente: El Litoral

Un comentario sobre “La crisis de la lechería afecta a todo el comercio de la región y hace caer las ventas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *