Qué es el “slime”, un juego casero que puede ser muy peligroso

El slime, también llamado “blandiblu” o “moco de gorila”, es una masa una elástica furor entre los más chicos y que se puede hacer en el propio hogar. Sin embargo, puede traer consecuencias muy serias para la salud. Qué precauciones tener en cuenta

El “slime” es un juego de fabricación casera, furor en muchas escuelas del país. Es masa una elástica que se puede hacer en casa y colorear a gusto. Lo atractivo es su tacto esponjoso, que permite apretarlo y estirarlo.

A los más chicos les encanta y hasta puede convertirse en un gran recurso para descargar estrés. Sin embargo, hay algunas consideraciones a tener en cuenta, ya que según se usen ciertos elementos para armarlo, el “moco de gorila” puede traer consecuencias muy serias para la salud.

El slime nació en Estados Unidos y se convirtió en furor a partir de los miles de videos que circulan por Instagram: en esta red los chicos muestran sus slimes y compiten para ver ver cuál logra hacer el más grande, fluffy (esponjoso) y de colores más llamativos.

Hasta ahora parecía una moda inocua, de hecho hasta algo para celebrar. En tiempos de adicción a la pantalla, los chicos se estaban abocando por iniciativa propia a hacer algo con sus manos: un pasatiempo artesanal, casero y bastante económico.

Pero en los últimos tiempos comenzaron a aparecer en otros países casos de quemaduras en las manos provocadas por el borato de sodio (o borax). Rebekha D’Stephano, una madre de Manchester, contó en Facebook lo que había pasado con su hija DeeJay y alertó a otros padres. “Fui y compré todos los ingredientes y la dejé hacerlo. Tres semanas después estamos averiguando por una cirugía plástica en sus manos con el departamento de quemaduras en el hospital”.

“Comenzó con ampollas, luego su piel se peló y ahora está quemada por quemaduras químicas. No dejes que hagan esto. No hay advertencias en estos canales de YouTube en absoluto”.

Los tutoriales para hacer slime abundan en YouTube y la receta también se difunde a través de medios para chicos y canales de televisión.

En la Argentina no se conocen casos de quemaduras por borax, pero los médicos recomiendan evitar que los chicos manipulen esta sustancia que suele estar presente en detergentes, desinfectantes, pesticidas y jabones. Y sugieren que sean remplazados por otros como maicena, harina y colorantes comestibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *